No es un adiós, es un hasta luego

Por. Fabiola Terrazas

Unidad de Servicios Bibliotecarios

“No es la misma persona la que lee una novela policiaca que la lee poesía o la que lee historia. Son personas distintas dentro de uno y la suma de todas esas individualidades poderosas o fugaces es lo que constituye una zona muy fuerte de la personalidad”

Monsivais, C.

Triste es dar una despedida, especialmente cuando se trata de personas que han marcado con sus letras la vida de muchas personas, más allá de las barreras del lenguaje. Aquellos que se atrevieron no sólo a dar la cara, si no a plasmar sus ideas, mismas que perdurarán en la memoria colectiva del mundo.

De Saramago me ha quedado la fijación por los techos que son sabios, también la inclemente incertidumbre de las interminables estanterías llenas de archivos que guardan las historias de las personas.

José Saramago (1922-2010)

Fuente de imagen: La memoria viva

De Monsivais, me queda su estilo mordaz y la frase aquella de: “Ser en una misma imagen San Sebastian y los arqueros paganos”

Carlos Monsivais (1938-2010)

Fuente de imagen: Lenguaje Freinet

Por lo pronto, comparto con ustedes una entrevista que le hicieron a Monsivais en Diciembre del 2009, en una sala que lleva su nombre del Programa Nacional de Salas de Lectura .

Mucho se puede decir sobre ambos autores, tanto de sus textos como de sus vidas.  En cambio me duele la idea de las palabras que nunca serán escritas por ellos.

Mejor los invitamos a leer sus textos que pueden encontrar en diversas bibliotecas de la Universidad, así ustedes mismos podrán darse una idea clara de la diversidad de las obras de estos escritores a los que les llegó el momento de partir de este lugar, pero que nos dejaron un rico legado que perdurará por siempre.

Recomendaciones:

Saramago, J. Ensayo sobre la Ceguera.

Disponible en Biblioteca Central, Economía Internacional, Filosofía y Letras.

Monsivais, C. Escenas de pudor y liviandad.

Disponible en: Filosofía y Letras

Un Comentario

  1. Jorge Luis Flores Avila

    “Cuando uno lee ya no está solo. Leer es dialogar y cuando se dialoga la soledad se declara abolida. Pero la lectura es un acto de soledad. Si no, no se dialoga verdaderamente.”
    Carlos Monsiváis

    Es lamentable su partida, pero solo puedo decirle hasta pronto, su camino por esta vida ha finalizado. Empieza una nueva historia que pronto nos relatará.

    Pero lo que más me duele, es la perdida de uno de los pocos y verdaderos intelectuales contemporáneos. Y también me duelo del miedo que tenemos; de alguna manera, a la grandeza de nuestras ideas, de nuestro esfuerzo, también de nuestro conformismo.

    Las letras han perdido a un gigante, en nuestro país la lectura esta muriendo, gracias a la televisión y al abuso de algunas redes sociales, ya no dialogamos con Platón, con Homero, tampoco con Marco A. Almazán, con Herman Hesse, no leemos nuestra historia, pues la historia oficial esta mutilada, ya no lloramos con un poéma, o lo escuchamos y vibramos oyendo algún bolero que solían escuchar nuestros padres, no criticamos de verdad por miedo, nos hundimos en la noche del tiempo en silencio.

    Por ello seamos renegados de ese destino, alcemos la cabeza dejando nuestra huella en las arenas del tiempo. Apoyémonos en los hombros de los gigantes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s