Herramienta para la construcción del aprendizaje y desarrollo de competencias en estudiantes

Por. Terrazas, F.

Unidad de Servicios Bibliotecarios

Coordinación General del SUBA

“La cultura del silencio de las pequeñas comunidades puede ser superada con la democratización del acceso y de la cultura digital”

Gómez, M.

“La educación es un derecho fundamental y esencial para el ejercicio de todos los derechos humanos”

UNESCO

Definir una pedagogía de la “virtualidad” implica el entendimiento de la diferencia entre las dimensiones tradicionales de la educación y la definición de nuevas estrategias educactivas ante la aparición de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TICS).

Éstas últimas llegaron para transformar todos los ámbitos de la sociedad, por lo tanto la educación no queda al margen. Aunado a esto, los modelos educativos rígidos conductistas se ven desbancados por el constructivismo, el cual plantea que el individuo debe crear su propio conocimiento.

Combinación cuasi perfecta: herramientas flexibles, atemporales, variables, que permiten la interacción asíncrona entre los individuos que buscan crear su propio conocimiento.

Gómez, M. (2005) en su intento por establecer los parámetros de una pedagogía de la virtualidad,  propone entonces nueve dimensiones, a través de las cuales los individuos realizan contactos que les permiten compartir sus ideas y donde simultáneamente se reafirman ante sí mismos y a la vez dentro de un grupo aún más grande, pugnando por un espacio en el que se pueden compartir ideas independientemente del estatus sociocultural y geográfico en el que se encuentren físicamente, además que tengan posibilidad de ser ellos quienes se unan al engranaje colectivo que permita ser parte activa en una alteridad, en la cual sus ideas se convierten en la parte más importante, lo que lo define como el ser.

Sin embargo, esta idea no es del todo nueva, anteriormente Bruce, C (2003) planteó las denominadas siete caras de Alfabetización en Información.

En la que propone una concepción basada en las tecnologías de la información, las fuentes de información, la información como proceso, el control de la información, la construcción de conocimiento, la extensión del conocimiento y por último la concepción basada en el saber. Mismas que no difieren demasiado en la concepción de Gómez, si no que le dan un enfoque mucho más amplio ya que inician en el uso de las TICS como herramientas que al final del ciclo, son un medio para la creación de nuevo conocimiento.

También la Federación Internacional de Asociaciones e Instituciones Bibliotecarias (IFLA 2005) retoma de la UNESCO como parte fundamental para facilitar a los individuos el aprendizaje a lo largo de la vida, los puntos clave de acceso, evaluación y uso de la información dentro de contextos sociales y culturales, potenciando a los individuos para que aprendan a aprender.

¿Qué podemos entender de esta serie de posturas que enfrenta la educación? Quizás, que aún cuando existen más dimensiones, categorías y etapas definidas para intentar comprender cuáles son los alcances que tienen las TICS en la educación, esto es un proyecto que aún tiene muchas aristas. Especialmente en un mundo en el cual si bien existe la posibilidad de llegar a más individuos a través de las TICS, de ofrecerles la posibilidad de interactuar con individuos distantes físicamente, también es necesario tener en cuenta que la brecha digital aún es muy profunda, especialmente en Latinoamérica.

Sirva como ejemplo el fallido proyecto del gobierno del presidente Vincente Fox denominado “Enciclomedia”, que fracasó en algunas localidades ya no del país, sino de nuestro mismo estado debido a la falta de infraestructura de comunicaciones. Así la herramienta tecnológica como tal, tenía un propósito noble y hubo un equipo de trabajo multidisciplinario tras él, sin embargo las barreras físicas, la falta de capacitación de los docentes y la dinámica tradicional de enseñanza se convirtieron en su propio verdugo. Así que habrá que realizar una síntesis de las posibilidades reales educativas que tienen las TICS e intentar definir parámetros más o menos viables que permitan a los docentes apoyar a los estudiantes en su propia construcción del conocimiento.

La denominada sociedad de la información ha impulsado a las comunidades a hacer un uso más amplio de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TICS) en todos los ámbitos sociales, por lo tanto, las universidades se han visto en la necesitad de ofertar alternativas de estudio a una población cambiante y con necesidades de información muy variadas.

Como antecedente tenemos un estudio realizado en el 2005, para la Comisión Económica Para América Latina y el Caribe (CEPAL) en donde se delimitaron algunas estrategias de países latinoamericanos para hacer frente a la denominada sociedad de la información. En el que se planteaba establecer los parámetros para la creación de una infraestructura en TIC, cuyas áreas temáticas de acción se centraba en varios puntos, a mi parecer los más relevantes eran:

  • Universalización del acceso, con énfasis en comunidades pobres.
  • Capacitación en las nuevas TIC a comunidades pobres o en situación de vulnerabilidad.

 A partir de ese año en nuestro país se realizaron inversiones fuertes para abastecer de conexiones a vastas regiones. En el 2009 surge la Coordinación de la Sociedad de la Información y el Conocimiento, según las atribuciones que le aplican en su reglamento interno en su cláusula X, deben “Promover y coordinar estudios, investigaciones y acciones que coadyuven al desarrollo y adopción de las tecnologías de la sociedad de la información y del conocimiento así como su alfabetización, adopción y apropiamiento, para su uso y culturización”.

Esta nueva tendencia ha llevado a los bibliotecarios, pedagogos y docentes a tratar de comprender las nuevas formas de enseñanza aprendizaje, a modificar los roles tradicionales y los modelos educativos en las instituciones educativas.

La Pedagogía de la Virtualidad surgiría entonces como una alternativa viable de apoyo a la educación, ya que las TICS han dotado a la ciudadanía de la posibilidad de expresar sus ideas a través de herramientas tecnológicas fáciles de utilizar, debido a que no se necesita ser un experto en sistemas computacionales para acceder a ellas.

 Así los ciudadanos estarían en la posibilidad de adquirir nuevas competencias ya que al conformarse por redes de trabajo colaborativo se amplia la democratización de la información y teóricamente todos los estudiantes tienen la posiblilidad de acceder a recursos que le permitan apoyarse en la generación de su propio conocimiento, quizás esto podría ser una vertiente de lo que se denomina “aula extendida”

Sin embargo habría que ver también las competencias previas que deben adquirir para utilizar estos nuevos sistemas ya que nos enfrentamos a una brecha digital muy amplia, especialmente cuando vemos que los que aspiran a acceder a estas nuevas alternativas son en su mayoría “migrantes digitales” que aún tienen reservas en cuanto al uso de las TICS.

Aún es largo el camino que debe explorarse, ya que éstas herramientas son tan diversas y avanzan tan rápidamente que sólo un sector privilegiado de la población puede encontrarse actualizado.  Sin embargo no se puede negar que son herramientas con las cuales vale la pena experimentar.

Bibliografía

Bruce, C. (2003) Las siete caras de la alfabetización en información en la enseñanza superior. Anales de la documentación [En línea]. Disponible en: http://revistas.um.es/analesdoc/article/view/3761/3661 [Consulta: 20 Septiembre, 2011].

Coordinación de la Sociedad de la Información y el Conocimiento (2010)  [En línea] Disponible en: http://www.e-mexico.gob.mx/web/que-es-e-mexico/coordinacion [Consulta: 23 de Septiembre, 2011]

Gómez, M. (2005) Educación en red. Una visión emancipadora para la formación. [En línea] Disponible en: https://decad.ev.uach.mx/mod/resource/view.php?inpopup=true&id=45493   [Consulta: 20/09/2011]

Garduño, R (2004) La sociedad de la información en México frente al uso de Internet [En línea] Disponible en:

http://www.revista.unam.mx/vol.5/num8/art50/art50-2.htm [Consulta 23 de Septiembre, 2011]

IFLA (2005) Faros para la Sociedad de la Información: Declaración de Alejandría sobre la Alfabetización Informacional y el aprendizaje a lo largo de la vida. [En línea]. Disponible en: http://archive.ifla.org/III/wsis/BeaconInfSoc-es.html [Consulta: 20 de Septiembre, 2011].

Terrazas, F. (2009) Las nuevas alfabetizaciones. [En línea] Disponible en:  http://wp.me/p2PWK-7L [Consulta 23 de Septiembre, 2011]

UNESCO. [En línea] Disponible en: http://www.unesco.org/new/en/education/themes/leading-the-international-agenda/right-to-education/ [Consulta: 23 de Septiembre, 2011]

Villatoro, P.; Silva, A. (2005) Estrategias, programas y experiencias de superación de la brecha digital y universalización del acceso a las nuevas tecnologías de información y comunicación (TIC) Un panorama regional. [En línea] Disponible en:  http://www.eclac.org/cgi-bin/getProd.asp?xml=/publicaciones/xml/6/20846/P20846.xml&xsl=/dds/tpl/p9f.xsl&base=/tpl/top-bottom.xslt [Consulta 23 de Septiembre, 2011]

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s